quinta-feira, 25 de novembro de 2010

Novena de Natvidad - quarto Día Lema: “Cumplir el deber y practicar la justicia, mi salvación está cerca”




Bienvenida
(Preparar el ambiente, las cuatro velas que serán prendidas en el momento oportuno, la Biblia y si es posible, una planta con brotes. Iniciar con una buena bienvenida, un momento de silencio, de oración personal…).

 Encendido de las velas (una persona de la familia enciende las velas y reza): Bendito seas, Dios de nuestros Padres, Porque iluminas nuestras vidas Con la luz de Jesucristo Prometida a los pobres A quien esperamos con todo cariño. Amén.

Canto de inicio
(Canto apropiado)

Recordar la Vida
“Mi experiencia en el Dios de la vida me empuja a seguir adelante”. Hermanos Cristianos en Asia Filipina – Asia Llegue a las filipinas en marzo 2002, sin hablar inglés y por supuesto tagalog, el idioma oficial de aquí, estudie los dos idiomas en 6 meses, fueron tiempos de silencio porque no podía comunicarme; tiempo de observar, porque los choques culturas vienen siempre; preguntas que no tienen repuesta, y si hay repuestas como saber si no entiendo el idioma… Unas de las cosas que siempre creo es que la iglesia de Latinoamérica tiene mucho que compartir, así fue, seguí los pasos de Puebla, ver, juzgar, actuar y celebrar....
Mis primeros años han sido, ver, estudiar el idioma, hablar, comunicarme y la única opción era acompañar a la comunidad, así que después de estudiar los 6 meses fui asignado a la parroquia nuestra Señora de los Remedios, (Malate – Manila), es una hermosa iglesia y la casa parroquial también, esta zona es muy conocida aquí por sus hermosos hoteles, night club, vida nocturna, pero también por su historia, unas de las ciudad más destruida en la segunda guerra mundial, aquí en Asia...pero como en otras partes del mundo, cerca de los lujosos lugares se encuentran zonas muy pobres, así que pedí ser asignado en ese lugar....al llegar allí, alquilé una pequeña casita, puse a limpiarla yo mismo, mis vecinos creían que estaba loco, un extranjero viene a vivir aquí, no sabían que era sacerdote...después de unos días, unos niños se acercaron a mí y me
preguntaron en el idioma nativo saan ka ba iyan asawa (¿dónde está tu esposa?) yo le respondí: walang asawa (no tengo esposa). Me respondieron: baklat y se reían, yo no entendía que querían decir, entonces después de un rato busqué en el diccionario que quería decir esta palabra, me di con la grata sorpresa que estos niños me dijeron...maricón....homosexual....me puse a reír, trate de averiguar de dónde venían esos niños, la sorpresa fue que estaba viviendo en una comunidad de cristianos y musulmanes, estos niños eran musulmanes.....después de unas semanas en el lugar fui presentado como sacerdote que vivirá en esa comunidad, me dieron la responsabilidad de reorganizar comunidades eclesiales de base, comenzar la pastoral de niños y niñas, reorganizar la pastoral de jóvenes, algo nuevo fue el diálogo intercultural entre musulmanes y cristianos....mis primeros dos años fueron muy difíciles, en la comunidad donde estoy, tenía que hablar el tagalog, salía de ahí tenía que hablar inglés....confundía y hasta no sabía que decir...jajajajajaja, mi experiencia, en el Dios de la vida, me empujaba a mí a seguir adelante, lo reconfortable es que la gente se daba un tiempo para entenderme, corregirme, enseñarme....como decir correctamente, como pedir...la gente da su tiempo para compartir su experiencia del Dios de la vida.... FR Enrique Escobar para Cebs Argentina Filipinas junio de 2009 CEBs ¿Conocemos algún caso parecido en nuestro barrio? ¿En nuestra comunidad? ¿En nuestra familia? Podemos compartir los testimonios que conocemos.

Himno
(Canto apropiado)
Salmo 24 (23)

¿Quién podrá subir a la Montaña del Señor y permanecer en su recinto sagrado? El que tiene las manos limpias y puro el corazón; el que no rinde culto a los ídolos ni jura falsamente: él recibirá la bendición del Señor, la recompensa de Dios, su salvador. Así son los que buscan al Señor, los que buscan tu rostro, Dios de Jacob.
Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo
Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.

Después del canto del Salmo, hacer un momento de silencio, pudiendo enseguida repetir -sólo repetir- la frase o palabra que más ha tocado el corazón, concluyendo este momento con la oración siguiente, rezada por el coordinador.

Oración Sálmica
Señor de la historia y del mundo, que llevaste a la gloria de tu santuario eterno a Jesucristo, concédenos manos inocentes y un corazón puro para que podamos recibir en lo mas íntimo de nuestro ser a Cristo Rey de la gloria, y así también Él nos reciba un día en el Reino celestial. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén
.
Lectura Bíblica Isaías 56, 1- 3a. 6-8
Lectura del Profeta Isaías
Así habla el Señor: Observen el derecho y practiquen la justicia, porque muy pronto llegará mi salvación y ya está por revelarse mi justicia.
¡Feliz el hombre que cumple estos preceptos y el mortal que se mantiene firme en ellos, observando el sábado sin profanarlo y preservando su mano de toda mala acción! Que no diga el extranjero que se ha unido al Señor: “El Señor me excluirá de su Pueblo”;
Y a los hijos de una tierra extranjera que se han unido al Señor para servirlo, para amar el nombre del Señor y para ser sus servidores, a todos los que observen el sábado sin profanarlo y se mantengan firmes en mi alianza.
Yo los conduciré hasta mi santa Montaña y los colmaré de alegría en mi Casa de oración; sus holocaustos y sus sacrificios serán aceptados sobre mi altar, porque mi Casa será llamada Casa de oración para todos los pueblos.
Oráculo del Señor, que reúne a los desterrados de Israel: Todavía reuniré a otros junto a él, además de los que ya se han reunido.
Palabra de Dios Todos: Te alabamos, Señor.

Meditación. Compartir
Hemos escuchado la Palabra de Dios. Ahora vamos a cerrar los ojos y, por un momento, en silencio, vamos a dejar que ella caiga bien tranquila en nuestro corazón (momento de silencio). Repitamos en silencio, con calma, sin apuros algunas frases o palabras importantes.
Vamos también a compartir: ¿Cuál fue la frase que mas me llamo la atención?, ¿cuál es la palabra que más me sacudió? ¿Por qué?
Hemos escuchado un testimonio. ¿Qué tiene que ver eso con el tiempo de adviento? ¿Qué lección sacamos de eso? ¿Qué es lo que le da seguridad a una comunidad? ¿Por qué? ¿Dónde está nuestra esperanza?

Cántico de María
“Mi alma canta la grandeza del Señor, y mi espíritu se estremece de gozo en Dios, mi Salvador, porque él miró con bondad la pequeñez de su servidora. En adelante todas las generaciones me llamarán feliz, porque el Todopoderoso ha hecho en mí grandes cosas: ¡su Nombre es santo! Su misericordia se extiende de generación en generación sobre aquellos que lo temen. Desplegó la fuerza de su brazo, dispersó a los soberbios de corazón. Derribó a los poderosos de su trono y elevó a los humildes. Colmó de bienes a los hambrientos y despidió a los ricos con las manos vacías. Socorrió a Israel, su servidor, acordándose de su misericordia, como lo había prometido a nuestros padres, en favor de Abraham y de su descendencia para siempre”.
Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo
Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.

Preces
Queridos hermanos, con María y con todos los que esperan la venida del Señor, recemos con fe. A cada intención respondemos: “Ven, Señor Jesús”
- Señor, Dios con nosotros, llena nuestros deseos con la manifestación de tu presencia y enciende en nuestros corazones el fuego de tu amor. Oremos.
- Tú que te has encarnado en el seno de la Virgen María y eres Luz para iluminar al mundo, ayúdanos a caminar siempre como hijos de la luz. Oremos.
- Tú que has venido a habitar entre nosotros, transforma nuestra comunidad y nuestras familias para la construcción de tu Reino. Oremos.
- Intenciones espontáneas.
Acuérdate de nosotros, Señor, cuando vengas en tu Reino y enséñanos a rezar. Padre Nuestro.

Oración
Oh Dios, que revelaste al mundo la maravilla de tu gloria en el parto virginal de María, ayúdanos a venerar con fe pura y celebrar con amor sincero el profundo misterio de la encarnación del Emmanuel, Dios con nosotros. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

Bendición
El Dios de la esperanza, de la alegría y de la paz permanezca con todos nosotros, por los siglos de los siglos. Amén.
Despedida

Nenhum comentário: